DeutschEspañolFrenchEnglish

Afirmación de la piel

Las arrugas periorbitales y la laxitud de la piel son los primeros y más detectados signos del envejecimiento facial. El afirmamiento de la piel por LHE es indoloro y demostró clínicamente que mejora estos efectos. La piel aparece más firme, suave y joven ya que pierde su laxitud y desaparecen las arrugas, lo crea un efecto de lifting natural.

La luz infrarroja penetra profundamente en los niveles dérmicos más bajos y crea un trauma dérmico leve que inicia una respuesta de herida / cicatrización. El colágeno encontrado a estos niveles responde con nuevo crecimiento, el retorno de la firmeza y elasticidad de la piel.

La afirmación de piel LHE emite energía de luz infrarroja en un algoritmo multipulso de 30 segundos patentado. Esto proporciona un calor dérmico óptimo mientras previene el sobrecalentamiento epidérmico. La luz infrarroja de banda ancha alcanza una profundidad de penetración de 1 a 3 mm, que se orienta a la dermis reticular. A la temperatura dérmica se la aumenta a 50-60˚C, mientras que la de la epidermis se mantiene por debajo de 40-42˚C para minimizar el dolor y evitar efectos colaterales potenciales. Los resultados suelen ser visibles ya a la quinta semana de tratamiento y siguen mejorando a lo largo del tiempo.

 

shals

 

Artículos clínicos A&D Fotos